martes, 21 de abril de 2009

Los Memos Demuestran que no Torturamos


La traducción del artículo que se presenta a continuación refleja de manera contundente el atroz vaciamiento de sentido al que está siendo sometido el lenguaje cotidiano. Malo es bueno, negro es blanco, alto es bajo. Nos estamos quedando sin la única herramienta que nos permite comprender la realidad. Ojo. Veamos su contenido:

La Cruz Roja se equivocó completamente sobre el “walling”.

Los cuatro memos relativos a los interrogatorios de la CIA libradas por la Casa Blanca la semana pasada revelan un Ministerio de la Justicia cauteloso y conservador aconsejando a una Agencia Central de Inteligencia que se preocupó profundamente por permanecer dentro de la ley. Lejos de una “luz verde” a la tortura - o tratamiento cruel, inhumano o degradante de detenidos - las notas detallan las técnicas reales usadas y muchas medidas tomadas para asegurar que los interrogatorios no causaran dolor severo o degradación.

Los interrogatorios debían ser “continuamente supervisadas” y “el equipo de interrogación suspenderá el uso de técnicas en particular o la interrogación totalmente si las condiciones médicas o psicológicas del detenido indican que el detenido podría sufrir el daño físico o mental significativo.”

Un memo del 1 de agosto de 2002 describe la práctica de “walling” - recientemente revelado en un informe por el Comité Internacional de la Cruz Roja, que sugirió que los detenidos llevaban “un cuello” usado para “golpear enérgicamente la cabeza y cuerpo contra la pared” antes y durante la interrogación. De hecho, los detenidos fueron colocados con sus espaldas en una “pared falsa flexible”, diseñada para evitar infligir heridas dolorosas. Sus omóplatos - no la cabeza - era el punto de contacto, y el “collar” fue usado para no dar fuerza adicional a un golpe, sino para proteger el cuello adicionalmente.

El memo dice que el tema era infligir incertidumbre psicológica, no dolor físico: “la idea es crear un sonido que hará que el impacto parecerá ser mucho peor de lo que que es y será mucho peor que cualquier herida que podría resultar de la acción.”

Poner grilletes y el confinamiento en un pequeño espacio (generalmente suele crear incomodidad y fatiga muscular) eran también parte del programa de la Agencia Central de Inteligencia, pero estaban sujetos a tiempos rigurosos y limitaciones de maneras. Abu Zubaydah (un alto subteniente de bin Laden) tenía miedo a los insectos. Él debía ser, por lo tanto, puesto en una “caja de confinamiento apretada” y le dijero que un insecto picador sería introducido en la caja con él. De hecho, la Agencia Central de Inteligencia propuso usar a una oruga inocua. El confinamiento fue limitado a dos horas.

Los memos también revelan sobre la práctica de “waterboarding”, sobre la cual hubo tanto furor especulativo de los opositores del programa. La práctica, usada en sólo tres individuos, implicó cubrir la nariz y la boca con una tela y echar agua sobre la tela para crear una sensación de ahogo.

Esta técnica podría ser usada durante hasta 40 segundos - aunque la CIA oralmente informara a abogados de Ministerio de la Justicia que no sería probablemente usado durante más de 20 segundos a la vez. A diferencia de las reclamaciones exageradas de tantos críticos de Bush, los memos aclaran que realmente no se esperó que el echar agua entrara en los pulmones del detenido, y que se adoptaron medidas para prevenir complicaciones si ésto pasara realmente y asegurar que el individuo no desarrollara angustia respiratoria.
Todos estos métodos de interrogación han sido adaptados del propio programa de entrenamiento “Supervivencia, Evasión, Resistencia y Escape” de los militares estadounidenses (o SERE), y han sido usados durante años en miles de miembros de servicio americanos con el conocimiento pleno del Congreso. Este ha creado un gran corpus de información sobre el efecto de estas técnicas, en las cuales la Agencia Central de Inteligencia fue capaz de obtener la evaluación del impacto probable en los detenidos y asegurando que no resultaría ningún dolor severo o impacto psicológico a largo plazo.

En estas notas también se detallan las ventajas de inteligencia real del programa de Agencia Central de Inteligencia. La Agencia Central de Inteligencia creyó, evidentemente con razón, que el programa de interrogatorios mejorado, en efecto había producido inteligencia procesable sobre los proyectos de al Qaeda. El primero entre los éxitos resultantes fue la prevención de una “segunda ola” de ataques de al Qaeda, a ser ejecutapa por un miembro de “Asia del Este”, que habría implicado el choque de otro avión en un edificio en Los Ángeles.

Las técnicas de interrogación descritas en estas notas son indiscutiblemente rudas, pero ellos están bien alejados de la “tortura”. Fueron desarrollados y desplegados en momentos de peligro supremo, como medio de prevenir futuros ataques contra civiles inocentes tanto en los Estados Unidos como en el extranjero.

Los funcionarios dedicados en la Agencia Central de Inteligencia y Ministerio de la Justicia - a quienes hasta la administración de Obama ha concluido que no deberían ser procesados - claramente se preocupó mucho por permanencer dentro de la ley, así como de la protección de la patria americana. Estos memos sugieren que consiguieran ambos objetivos en una manera totalmente consecuente con los valores americanos.

Por DAVID B. RIVKIN JR. Y LEE A. CASEY. Publicado en el Wall Street Journal el 20/04/09
Traducción: Eduardo Real

Créase o no: Rivkin y Casey, que sirvieron en el Ministerio de Justicia bajo George H.W. Bush, eran los delegados estadounidenses a la Subcomisión de Naciones Unidas en la Promoción y la Protección de los Derechos Humanos.

Éstos son los memos secretos desclasificados a los que se refiere la nota: Memo 1, Memo 2, Memo 3, Memo 4. Y éste es el reporte estrictamente confidencial producido por la Cruz Roja Internacional (ICRC) acerca del "tratamiento" recibido luego de la detención en terceros países y traslado internacional a Gitmo de 14 personas bajo custodia de la CIA.

3 comentarios:

DIEGO dijo...

ES VERDAD, NO TORTURARON.
LA VERDADERA BATALLA ES SIEMPRE CON PALABRAS... GUERRA PREVENTIVA POR INVASIÓN, EFECTOS COLATERALES POR MUERTES INOCENTES. TODO ASÍ.

PERO QUE QUERÉS SI TODAVÍA DICEN QUE KENNEDY ERA BUENO, CUANDO DEFOLIABA 3,5 MILLONES DE VIETNAMITAS CON PRODUCTOS DE LOS QUE AHORA SE CONOCEN COMO MONSANTO.

SI EL JUDEO-NORTEAMERICANO MÁS CÍNICO, FRÍO Y ASESINO ES PREMIO NOBEL DE LA PAZ, CUALQUIER COSA ES POSIBLE DESDE LA PALABRA.

SI OBAMA SONRÍE Y BOMBARDEA A PAKISTÁN, PERO HABLA LINDO NADA PASA...
PERO QUEDATE TRANQUILO, EL MOSSAD YA ENTRENABA A LA GENTE DEL SHA DE IRÁN, PLANEÓ LA "LIBERACIÓN" DE INGRID BETANCOURT, QUIERO DECIR QUE LA CÍA SE VA A EMPEZAR A PORTAR BIEN Y EL TRABAJO SUCIO LO VAN A HACER LOS ISRAELÍES, QUE TAMBIÉN AMAN LA TORTURA "SOFT" CON FINES DE CONOCIMIENTO.

ESO PARA "BETTINA BLAWER" QUE LO MIRA DESDE TVR.

Eduardo Real dijo...

Que Kissinger sea premio Nobel, da vómitos. Pero que nadie, nunca, haya presentado una denuncia penal contra él, en ninguna parte del mundo, es aún peor.

Esto lo comentó una vez Baltasar Garzón, y creo que hubo una única excepción en Francia. Pero ni lo detuvieron siquiera, gracias a las gestiones de LA EMBAJADA.

Udi dijo...

"...de pronto sentía la infamia de vivir dentro de un mundo en el que la
tortura y la horca pertenecían a la ley, a la justicia. Lo sentía como un
malestar físico, como una náusea que precede al vómito."
Leonardo Sciascia
www.epdlp.com
(Il Consiglio d'Egitto - Einaudi - 1963)
(El Archivo de Egipto - Bruguera - 1980)